diumenge, 13 de maig de 2012





Todos estamos mancos en el mundo; la mayoría de los seres humanos no
     se dan cuenta; la mayoría de quienes se dan cuenta son incapaces de
     aceptarlo.

El enigma de la vida no es lo acabado, lo consumado, lo pleno, sino lo
     imperfecto. Malhaya quien se obstina en perseguir la perfección, pues la
     vida le escapa, la vida y su enigma.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada